La Habana. Año XI.
12 al 18 de MAYO de 2012

Correo Canal RSS Canal en Twitter Facebook Flirck You Tube

 

BÚSQUEDA AVANZADA   . . .

ENLACES

SUSCRIPCIÓN
 
 

La Jiribilla 11 años después

Aurelio Alonso • La Habana

Nacida casi con el siglo, La Jiribilla cumple años el 5 de mayo, junto a Carlos Marx, con casi dos siglos de diferencia. La Jiribilla es hija de Marx y existe, aunque puede que ella misma no se haya percatado, para que Marx siga vivo, no solo en los estantes de las bibliotecas, sino en los proyectos y las acciones de las generaciones de hoy.

Nada parecía tan importante para el fundador del socialismo científico y para cualquiera que buscara una propuesta de cambio radical en la sociedad de su tiempo, como contar con una prensa de pensamiento en la arrancada de aquellas luchas. Recordemos la Gaceta Renana y las demás aventuras periodísticas que Marx inició junto con Engels y otros jóvenes de la llamada izquierda hegeliana en la Alemania de su tiempo. La política tenía que hacerse cultura y la cultura tenía que hacerse política. Lo quiero destacar ahora porque La Jiribilla se inscribe de cierta manera en aquella tradición. Una publicación periodística revolucionaria —no solo periodismo de la Revolución sino que revoluciona— sin espacio para dudas y concesiones antisocialistas, y tampoco para dogmas ni veleidades doctrinales.

Periódico cultural, en un sentido que podríamos calificar de amplio, de total, de integral, y que yo llamaría, sobre todo, auténtico. Entender la cultura en términos más restrictivos sería restarle sentido. La Jiribilla es una revista literaria, de las artes, de música, de cine, de poesía, de pensamiento. Todo ello a la vez. Una revista que se ha revelado de actualidad no solo en términos de coyuntura, sino en tanto su sintonía con el presente actualiza todo su contenido.

Posiblemente ninguna de las revistas cubanas que iniciaron su vida a comienzos de este siglo lo hizo con tanta coherencia. Sus páginas se abrieron y siguen abiertas a escritores, poetas, académicos, intelectuales de todas las edades, y su requisito se cifra en la calidad de los aportes. No es revista de grupo cerrado, ni sector, ni elite, ni nada que pueda sospecharse ligado a motivaciones sectoriales. 

Es, eso sí, revista de los jóvenes, compuesta por jóvenes con el aporte de todos y dirigidas al más amplio arco de intereses. No de los jóvenes en abstracto, sino de los jóvenes cubanos de este siglo, del cincuentenario, de los que se saben capaces de retener el legado y aportar la frescura de su generación. Por eso, no es solo una revista de los jóvenes sino una revista joven, ella misma.

Podían ser reconocidos antecedentes en la tradición de las publicaciones culturales de la república y, sobre todo, en la primera década de construcción socialista. Pero ninguna se podría equiparar al estilo ágil y directo que logra transmitirnos La Jiribilla, y a la coherencia conque se asocian en ella la profundidad de la crítica y el rigor de la militancia en el ideal socialista.

La Jiribilla es un rincón de la cultura donde nos satisface estar, una comunidad en la cual nos gusta vernos, una familia de la que nos enorgullece sentirnos parte.

Felices se realicen en éxitos y en satisfacción los años que sigan a los 11 vividos ya con tanto fruto.

 
 
 
 


GALERÍA de IMÁGENEs

Los Ángeles de la jiribilla


GALERÍA de IMÁGENEs

11 años de La Jiribilla

LA JIRIBILLA Nro. 052
Un serafín en la red

LA JIRIBILLA Nro. 418
Estar con Cuba

LA JIRIBILLA Nro. 470
Nueve años en la red

LA JIRIBILLA Nro. 522
Conjuro de nuevos alientos
.
© La Jiribilla. Revista de Cultura Cubana
ISSN 2218-0869. La Habana, Cuba. 2012.