Año VIII
La Habana
19 al 25
de DICIEMBRE
de 2009

SECCIONES

Página principal Enlaces Favoritos Enviar correo Suscripción RSS

EL GRAN ZOO

PUEBLO MOCHO

NOTAS AL FASCISMO

LA OPINIÓN

APRENDE

LA CRÓNICA

EN PROSCENIO

LA BUTACA

LETRA Y SOLFA

LA MIRADA

MEMORIA

LA OTRA CUERDA

FUENTE VIVA

REBELDES.CU

LA GALERÍA

EL CUENTO

POESÍA

EL LIBRO

EPÍSTOLAS ESPINELAS

EL PASQUÍN

EN FOCO

POR E-MAIL

ENREDOS

¿DÓNDE QUIERES QUE
TE PONGA EL PLATO?

Kairiana Núñez, integrante de Jóvenes del 98

Somos un grupo de procesos urgentes”

Rachel Domínguez • La Habana

 Fotos: La Jiribilla

 

Hace 111 años se produjo la invasión de EE.UU. a Puerto Rico. En 1998, cuando se cumplía el centenario del hecho, se fundó Jóvenes del 98, un grupo teatral que ha llegado a Cuba para también participar en “la toma” de la Casa.

Kairiana, una joven puertorriqueña miembro del grupo, contó de un tirón la historia de Jóvenes del 98. Fue muy rápido, aunque ya han cumplido los 11 años movidos por la urgencia de contar y llegar a los que están más abajo, con más peso sobre sus espaldas.

Se basan en fundamentos teóricos provenientes de las técnicas teatrales desarrolladas por Augusto Boal, dramaturgo y pedagogo brasileño nominado para el Premio Nobel de la Paz el pasado año, al que se le conoce por la formulación del Teatro del Oprimido. También, según explicó Kairiana, reciben influencias del teatro épico de Bertolt Brecht y de la pedagogía del oprimido de Paulo Freire.

Su trabajo es casi quimérico: no tienen intereses lucrativos, no cobran nada por sus funciones, se autofinancian como pueden… Se trata de un teatro democrático, para el pueblo, para convertirlo en protagonista de sus propias historias e impulsarlo a llevar a cabo acciones en pos de su liberación.

¿Qué es Jóvenes del 98?

El grupo se formó a partir de la conmemoración del centenario de la invasión norteamericana a Puerto Rico. Inicialmente se hicieron unas audiciones y se escogieron como a 18 jóvenes de distintos pueblos y municipios del país. En total fueron como 60 ó 70, entre los cuales se eligieron a 18.

Teníamos nuestra primera misión: crear durante todo un verano una pieza que representara la historia de Puerto Rico antes, durante y después de la invasión para llevarla hasta nuestras comunidades.

Porque eso es nuestro teatro, callejero. Hacemos teatro para llevarlo hasta los barrios más intrincados. Como dice el brasileño Augusto Boal, fallecido recientemente, hacemos teatro hasta en los teatros, pero no es lo principal para nosotros.

Luego, como el grupo lo integraban personas de distintas edades, desde los 15 años hasta los 24 aproximadamente, algunos se fueron yendo. Otros se quedaron al tiempo que crecían, hasta que Jóvenes del 98 se convirtió en un espacio para todos los que quisieran y tuvieran la oportunidad de hacer un teatro de conciencia, político. Pienso que lo difícil de verdad es quedarse, porque todos tienen siempre muchos compromisos. No vivimos de nuestro teatro. Eso en Puerto Rico es muy difícil, prácticamente imposible. Somos estudiantes que queremos hacerlo, sin esperar ningún tipo de ingreso por este trabajo. Por supuesto, el grupo ha ido cambiando bastante, pero en esencia hacemos lo mismo hasta el día de hoy.

Hacemos un teatro de guerrilla, social. En Puerto Rico hay una situación política bien extraña, por ello intentamos denunciar. Boal plantea que el teatro es un ensayo de la realidad, de ahí que intentemos ensayar las propuestas que deberíamos llevar adelante, las posibles soluciones que deberíamos presentar a nuestros problemas.

También tiene mucha sátira política. Utilizamos mucho la música en este sentido. Nos encanta cantar para decir algo, satirizar. Dentro del Teatro del Oprimido, utilizamos mucho la técnica que se conoce por teatro de la imagen, aunque también están el teatro fórum, el invisible, el arco iris del deseo, el legislativo y el periodístico.

La primera, que es en la que se enfoca nuestro grupo, consiste en contar historias a partir de imágenes, la mayor parte de las veces improvisadas. Tampoco partimos de un libreto, el texto se va creando por el camino. En realidad nos podemos denominar un grupo de procesos urgentes, nuestro teatro es urgente. Hay muchas que están pasando en Puerto Rico, si mañana hay una huelga nosotros tenemos que hacer algo al momento.

¿Cómo les ha ido en Cuba?

Genial, sinceramente. Llevamos un día aquí y parece que llevamos toda una semana, justo el tiempo que planeamos quedarnos. Vinimos fundamentalmente por Casa Tomada, queríamos estar aquí, pero también se nos ha dado la oportunidad de visitar la Escuela Internacional de Cine de San Antonio de los Baños, puesto que tenemos varios compañeros que están estudiando allí y quieren hagamos alguna representación, y para allá vamos.

 

ARRIBA

Página principal Enlaces Favoritos Enviar correo Suscripción RSS
.

© La Jiribilla. Revista de Cultura Cubana
La Habana, Cuba. 2009.
IE-Firefox, 800x600