Año VI
La Habana
29 de SEPTIEMBRE
al 5 de OCTUBRE
de 2007

 

Ediciones anteriores

Búsqueda Avanzada

NOTICIAS

SECCIONES

Inicio Enlaces Favoritos Enviar correo Suscripción RSS

EL GRAN ZOO

PUEBLO MOCHO

EN PROSCENIO

Omar Valiño

LA CRÓNICA

Amado del Pino

APRENDE

Bladimir Zamora

LA BUTACA

Joel del Río

LETRA Y SOLFA

Alberto Garrandés

LA MIRADA

María de los
Ángeles Pereira

MEMORIA

Josefina Ortega

FUENTE VIVA

POR E-MAIL

EL LIBRO

El Loco más cuerdo del humorismo cubano
Pedro de la Hoz
La Habana
La misión de los que aman y fundan
Eusebio Leal Spengler
• La Habana
Leer más...

La paz según Súper W.

Según Súper W, Afganistán “se está convirtiendo en un país más seguro y estable”. Ello lo ha dicho mientras mantiene allí más de 20 mil soldados, continúa la matanza, florece el narcotráfico, no logra apresar a Bin Laden y el Taliban resurge...

::leer más...

 
 

Con El Loquito, René de la Nuez creó un personaje popular que entroncó con la mejor tradición de la caricatura política en nuestro país. Vocero de la insurrección contra la tiranía, el personaje siempre supo burlar la censura para una amplia comunicación con su público. Y ahí está uno de los secretos de la sostenida labor de su creador. Nuez logra comunicar, con un lenguaje plástico adecuado, las situaciones cotidianas, con una maliciosa sonrisa en los labios. Décadas de trabajo hacen que su obra constituya un hito notable en la historia visual cotidiana del país.
Adelaida de Juan
Lo hice a base de triángulos, buscando un estilo que lo hiciera, desde el punto de vista gráfico, salirse de los demás personajes. Le puse un “colage” de papel periódico en el sombrero. Cuando se lo lleve al director del periódico se entusiasmo mucho y comenzamos a publicarlo. El Loquito pegó enseguida, era muy candente; hablaba en clave para poder decir las cosas y burlarse de la dictadura y la censura batistiana. Como era loco cometía locuras y de esta forma cubrió toda una etapa, tratando de romper el silencio que se quería imponer a los medios de prensa.
¡Loquito! —¡allá tú!
Adelaida de Juan
• La Habana
Casi un cuarto de siglo después de la desaparición del Bobo de Abela, comenzó a publicarse el Loquito de Nuez. En más de un sentido, el Loquito quería entroncar con su ilustre antecesor. Esta creación representó una época que abrió el camino a realizaciones mayores y, por ello, constituye un documento visual para su comprensión más cabal.
Nuez y El Loquito burlan la censura
Adriana Pérez James
• La Habana
La primera vez que se asomó ante sus espectadores salía del hospital psiquiátrico Mazorra; sus ojos estrábicos, su tricornio de papel periódico y sus manos escondidas en los bolsillos de un supuesto chaleco no daban lugar a dudas que se trataba de un verdadero “loco”. Aparentemente distraído daba muestras, en un inicio del alcance de su desequilibrio mental: acostarse en la línea del ferrocarril, cruzar la calle 23 mientras leía un libro o sencillamente pensar en una bolsa de dinero mientras jugaba con una máquina traganíqueles, como bien nos decía su creador.
No un loco cualquiera
Paquita Armas Fonseca
• La Habana
Nacido originalmente sin fines políticos, El Loquito devino muy rápido en 1957 un violador de la censura impuesta en Cuba por la tiranía de Fulgencio Batista (...) pronunciando muy pocas palabras, es en apariencias un ingenuo que lograba decir, y más que ello publicar, mensajes que (...) se insertaban  en las ansias que tenía el pueblo cubano por derrotar la tiranía.
ELLOS HABLAN DE NUEZ
Jaime Saruski M. Vázquez Montalbán
Maricela Corbo de Armas Sergio Guerra Vilaboy
Ciro Bianchi
ENTREVISTA CON René DE LA NUEZ
Otras coordenadas del Loquito
Axel Li
• La Habana
Aun cuando queden entre nosotros otros caricaturistas de la vieja guardia, René de la Nuez (La Habana, 1937) para algunos es el único de aquellos. En realidad es uno de los pocos de aquel grupo que hizo humorismo gráfico antes y después de 1959, al que es posible visitar para enterarnos de aspectos que solo los de “su equipo” conocen. Porque una parte de los sucesos del pasado sobre caricatura cubana permanecen en los recuerdos de nuestros dibujantes humorísticos. Tenemos entonces otra parte de la historia en la oralidad.
EL LOQUITO, Liborio y El Bobo
El trío imprescindible
Josefina Ortega
• La Habana
El célebre Loquito, de Nuez, llega a la cincuentena. Como otros personajes del periodismo grafico —Liborio, de Ricardo de la Torriente, y El Bobo, de Eduardo Abela—, se hizo de un lugar en el parnaso cubano. El trío encabeza buena parte de la imaginería popular, no sólo porque es difícil prescindir del referente con que reflejaron el humor político que se hizo en Cuba en el siglo XX, sino porque aún permanecen en el refranero actual de la oralidad del cubano.
Aniversario del Loquito
Enrique Núñez Rodríguez
Como El Bobo de Abela en el Machadato, El Loquito de Nuez se convirtió rápidamente en un singular combatiente del movimiento insurreccional y Nuez, su autor, en un vocero de la insurrección.
GALERÍA


• Toboso
René de la Nuez

Caricaturas de Nuez
 
Itinerario de
Kevin Spacey por
Caracas y La Habana
por Joel del Río
 
formas escultóricas
Bien plantadas
por María de los Ángeles Pereira
La Calcografía
por Kaloian
 
Actrices
por Amado del Pino
 
EL CENTRO EN BOLIVIA
La Paz en arte
La cultura cubana siempre ha estado presente en Bolivia
por Estrella Díaz
 

• CONVOCATORIA

.

::

Siempre reclamo mi condición de poeta
Guillermo Rodríguez Rivera • La Habana

Guillermo: los tesoros de la amistad
Eduardo Heras León • La Habana

Un hombre de una gran sabiduría
Nicolás Hernández Guillén • La Habana

GALERÍA DE IMÁGENES

GALERÍA DE PORTADAS

 

Wifredo Lam resiste a la muerte
Roberto Méndez Martínez • La Habana

Consuelo Ramírez
Diez años después de su salto al vacío
P. Armas. F. • La Habana

A propósito de la expoSICIÓN de Dalvis Tuya
Soy lo que quieras que sea
Píter Ortega Núñez • La Habana

Entrevista con la actriz mexicana Ofelia Medina
Tras los seguros pasos de Frida Khalo
Lore Martín • La Habana

 

::

Presentación del primer número de la revista literaria

Un canto a la cultura cubana
Yinett Polanco • La Habana

La más nueva de las nuestras
Roberto Fernández Retamar • La Habana

"Nace una nueva revista literaria... La Siempreviva aspira a ser una publicación de los primeros años del siglo XXI." Esta entrega prueba que lo es. Como, sin pretensión de originalidad, le escribí a Reynaldo González cuando supe de la revista: ¡Que viva siempre La Siempreviva!

::

Marihuana "made in U.S.A."
BBC Mundo

Estados Unidos está dejando de ser un consumidor de drogas ilícitas, para convertirse en un importante productor. El capitán Kevin Mayer, del Servicio Forestal de Estados Unidos pasa sus días recorriendo la reserva en busca de plantaciones de marihuana.

Bush & Condoleezza
(o Batman & Catwoman)

El País

Bush ha asegurado durante la conferencia sobre el cambio climático que es necesario "tomar en serio los desafíos" sobre el calentamiento global, pero las medidas que se adopten no tienen por qué dificultar el crecimiento económico. Esta idea ya había sido adelantada por Condoleezza quien manifestó que "cada nación debe abordar el asunto del cambio climático como mejor le convenga".

Sino me dejan hacer lo que me da la gana...
le prendo candela al bosque.

 

::

Samuel Feijóo
(Cienfuegos, 1914 - 1992)
Lo más probable / es que mi botella / en lugar de caer en el mar / y navegar / caiga / en un / basurero. /  Bien: entonces / puede ser / que me ponga dichoso / y que alguna cucaracha / la tomará como un palacio. / ¡Qué bueno!
 

::

Todas las noches la noche
Orlando Luis Pardo (La Habana, 1971)
Narrador y fotógrafo. En Cuba ha publicado los libros de narrativa Collage Karaoke (Premio Pinos Nuevos 2001), Empezar de cero (Premio Luis Rogelio Nogueras), Ipatrías (Premio Félix Pita Rodríguez, Unicornio 2005) y Mi nombre es William Saroyan (Premio Calendario, Abril 2007).
 

ARRIBA

Inicio Enlaces Favoritos Enviar correo Suscripción RSS
.
© La Jiribilla. Revista de Cultura Cubana
La Habana, Cuba. 2007.
IE-Firefox, 800x600