La Jiribilla | Nro. 151
Bienvenidos a LA JIRIBILLA

DOSSIER
EL GRAN ZOO
NOTAS AL FASCISMO

PUEBLO MOCHO

CARTELERA

LIBRO DIGITAL

•  GALERÍA

LA OPINIÓN
LA CARICATURA
LA CRÓNICA
LETRA Y SOLFA
MEMORIAS
APRENDE
PÍO TAI
EL CUENTO
POR EMAIL
LA MIRADA
EN PROSCENIO
LA BUTACA
FILMINUTOS
LA FUENTE VIVA
PALABRA VIVA
NÚMEROS ANTERIORES
Otros enlaces
Mapa del Sitio


RECIBIR LAS
ACTUALIZACIONES
POR CORREO
ELECTRÓNICO
Click AQUÍ

 

Saludo a mis compañeros del ICAIC y del Audiovisual, en el Aniversario 45 de la fundación del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos

EL ICAIC QUE ESTÁ EN MÍ
 
Si el intelectual, el artista, se compromete con sí mismo, exigiéndose en la creación, si la pasión y el rigor le sumerge hasta convertirlo en profeta-demiurgo, el artista resulta comprometido con su sociedad, con la sociedad toda, y es por eso, y sin más, militante del humanismo, de su pueblo, de la humanización del hombre y es esa la tarea primera del socialismo, su valor supremo.


Alfredo Guevara | La Habana


Estoy a miles de kilómetros de La Habana, a miles de kilómetros de la patria, pero hoy, a 45 años de aquel día de fundación en que no nos atrevimos a decir que se iniciaba otra época para el cine cubano para solo afirmar la voluntad de asegurar la infraestructura que lo haría posible y la de crear o promover clima espiritual del respeto y aliento a los jóvenes que entonces comenzaban su vida profesional cinematográfica. Eso hicimos, el cine cubano fue obra de los cineastas, de los creadores, y como todo arte, obra de arte, movimiento artístico, es y será siempre obra de aquellos que transforman la realidad, que adelantan el futuro, que enriquecen el mundo con inéditas visiones e imaginerías, inundándole de hondura, de densidad y de belleza. Si el intelectual, el artista, se compromete con sí mismo, exigiéndose en la creación, si la pasión y el rigor le sumerge hasta convertirlo en profeta-demiurgo, el artista resulta comprometido con su sociedad, con la sociedad toda, y es por eso, y sin más, militante del humanismo, de su pueblo, de la humanización del hombre y es esa la tarea primera del socialismo, su valor supremo.

Debí por muchos años desdoblarme en el funcionarista, ¡ese horror! También son necesarios los funcionarios cuya denominación les define, el funcionario tendrá para serlo, ante todo, que funcionar. Que funcionar eficazmente, cumpliendo función. Este saludo, dirigido ante todo a los creadores cinematográficos y del audiovisual, a los técnicos de la tecnología y de la producción y a los que dan apoyo de todo tipo, imprescindibles a la realización del film y a los que aman y protegen el patrimonio cultural cinematográfico, queda extendido a los funcionarios que les sirven, que se saben servidores y no protagonistas principales y a aquellos que acaso sacrifican vocaciones para servir dado que servir es su función principal.

Estoy lejos y ya no estoy, pero puedo asegurarles, queridos icaicos, que siempre estoy porque el ICAIC, y ustedes todos, son parte de mi vida; o para mejor decirlo y ser más justo, el ICAIC, en cuya creación tuve parte, que dirigí con otros por muchos años, me ha dado tanto, me ha enriquecido con vivencias tan valiosas que, aunque ya no estoy, está en mí.

Gracias por haberme regalado tanta experiencia y tanta riesgosa práctica, gracias por haberme sostenido y permitido estar junto a ustedes, gracias por vuestra calidad humana, ustedes salvaron en mí al cineasta, al escritor, del comprometido funcionariato. Gracias.

Les quiere, respeta y desea infinitos éxitos para la cultura y la identidad cubanas,

Alfredo Guevara.
 

......................................................................................................

PÁGINA PRINCIPAL
DOSSIER
 
| el GRAN ZOO  | PUEBLO MOCHO | CARTELERA
POR AUTORES | LIBRO DIGITAL 
Otros Enlaces
| Mapa del Sitio | Correo-Electrónico
Actualizaciones por Correo Electrónico

SUBIR



© La Jiribilla. La Habana. 2004
 IE-800X600